Ciudad de México.- Un auténtico “fracaso” ha resultado la guerra que emprendió Felipe Calderón en contra del crimen organizado, debido a que en los últimos cinco años los delitos de alto impacto como el secuestro, homicidio, extorsión y robo se han incrementado de forma desmedida, dejando un saldo de más de 47 mil 515 homicidios vinculados a la llamada “guerra contra el narcotráfico”.